NOTICIAS RECIENTES



Mas

Lima permite soñar al Benfica

Posteado por : WR GRAFIC on : jueves, 24 de abril de 2014 0 comentarios
WR GRAFIC
SL Benfica - Juventus 2-1
Un gol en el minuto 84 del ariete da ventaja al conjunto lisboeta de cara al partido de vuelta de Turín.
El SL Benfica no decepcionó a su gente y se impuso en casa por 2-1 a la Juventus en la ida de semifinales de la UEFA Europa League. Ezequiel Garay y Lima marcaron para los locales y Carlos Tévez hizo un tanto que da opciones al equipo italiano de cara a la vuelta del jueves que viene en Turín.
Las semifinales de la segunda competición continental de clubes llegaban al Estádio do Sport Liboa e Benfica, sede de la final de la UEFA Champions League, con dos antiguos campeones de Europa jugándose un puesto en la gran final de Turín. El Benfica llegaba al partido tras las celebraciones de su 33º título de liga y dispuesto a sumar un título continental que se le escapó en el último choque la pasada campaña. Con las importantes bajas de Eduardo Salvio, Sílvio y Nico Gaitán, Jorge Jesus apostó de inicio por un once valiente con Rodrigo y Óscar Cardozo como punta de lanza. Antonio Conte se vio obligado a dejar fuera de la convocatoria al chileno Arturo Vidal (con molestias en la rodilla) pero pese a ello no decidió dar más empaque al ataque con Fernando Llorente o Daniel Osvaldo, sino que prefirió armarse bien en la medular dejando arriba a dos hombres más dinámicos como Carlos Tévez y Mirko Vučinić.
Arrancó el primer asalto de la contienda de forma inmejorable para el conjunto local. En el minuto 3 del partido un saque de esquina botado por Miralem Sulejmani fue rematado a gol sin excesivos problemas por el central Ezequiel Garay. Un comienzo inesperado por la solvencia defensiva de la que ha hecho gala la Juve durante la Europa League y la Serie A. En los siguientes minutos los italianos no solo no reaccionaron, sino que el Benfica siguió apretando y Sulejmani estuvo a punto de hacer el 2-0.
Superado el cuarto de hora el ritmo del partido se enfrió y el juego se espesó. Las llegadas del Benfica cesaron y la Juve tampoco conseguía ser profunda, pese a que Paul Pogba se descolgó en varias ocasiones para intentar llegar hasta el área de Artur. Tévez también desafió en alguna carrera suelta a la zaga lisboeta, pero el argentino en solitario no fue capaz de hacer mella en la potente línea defensiva del flamante y reciente campeón de Portugal. Lazar Marković probó suerte ya en el minuto 41 con un derechazo cruzado que se fue alto, última ocasión de cierto peligro de la primera mitad.
En el segundo acto la Juve saltó con algo más de intensidad. Las combinaciones piamontesas eran más fluidas pero en los últimos metros le faltaba gente a la Juventus. Solo Pogba creó verdadero peligro con un remate de cabeza en el minuto 55 que despejó bien a saque de esquina Artur. El Benfica, por su parte, algo más agazapado atrás se dedicaba a salir rápido buscando hacer daño a la contra.
Al ver que la Juventus estaba empezando a dominar claramente la posesión, Jorge Jesus decidió sacar a André Almeida por Sulejmani para reforzar la medular con un hombre de perfil más defensivo en banda izquierda. Inmediatamente después entró Lima por Cardozo para dar aire al ataque del equipo encarnado, algo que imitó Conte al introducir a Sebastian Giovinco en lugar de Vučinić.
Superada la hora el Benfica volvió a amenazar a la Juve con un remate de cabeza de Luisão que se marchó desviado, y justo después llegó la primera ocasión realmente clara para la Juventus con un pase de la muerte que despejó ‘in extremis’ Maxi Pereira cuando ya prepara el fusil Claudio Marchisio. Estas dos oportunidades animaron la contienda, que se desplazaba de área a área con mucha más velocidad que en el primer periodo.
Y en el minuto 73 por fin dejo atrás su sequía goleadora en Europa (desde abril de 2009) Tévez para empatar el partido. En una buena jugada de la Juventus por banda izquierda el argentino recibió en la frontal y se introdujo en el área para driblar a dos hombres y definir con calidad ante Artur.
Con el 1-1 en el bolsillo la Juve había logrado su objetivo principal que era marcar en Lisboa, y a partir de ahí se mostró mucho más conservadora sobre el campo. El Benfica intentó buscar un segundo gol que le diera más opciones de cara a la vuelta, y su hombre talismán en los últimos tiempos le iba a dar esa alegría a la gente reunida en Da Luz. Gran jugada por banda derecha de Enzo Pérez, el joven Ivan Cavaleiro se lleva a Giorgio Chiellini dejando pasar el balón y Lima conecta un zapatazo que Gianluigi Buffon no ve hasta que llega a la red en el minuto 84.
Con el 2-1 se cerró el partido de ida y la hinchada del Benfica se permite soñar con la final con una mínima renta de ventaja. Veremos si los hombres de Jorge Jesus logran visitar dos veces Turín en las próximas fechas.

No hay comentarios:

Leave a Reply